Padres, felicidades y ¡mucho ánimo!

Padres. Vosotros que habéis vivido una generación única, donde vuestros propios padres han tenido que lidiar con numerosas dificultades para sacaros adelante. Donde ellos han tratado de daros el cariño y la atención necesaria. Donde ellos han sido vuestra referencia y de quien habéis aprendido y absorbido valores. Maestros de los que se aprende mucho tanto de lo que hay que hacer como de lo que no hay que hacer. Sea como sea, siempre hay una luz en todas las enseñanzas donde la intención a sido hacerlo lo mejor posible.

Ellos lo han hecho como han podido y han sabido en su momento y vosotros, papis de hoy en día, tenéis un compromiso, una gran responsabilidad y la oportunidad cada día de veros reflejados en los ojos de vuestros peques. De veros a vosotros mismos y aprender de ellos a prestar atención en el ahora, en observar y en salir de vuestro complicado día a día donde las «obligaciones» y despistes diarios están por todas partes… y percatarse que de lo único que se alimentan ellos es de amor, cariño y atención.

Como tú.

Por eso os mandamos un gran abrazo, felicidades y mucha comprensión porque vuestra tarea de padres está constantemente abrazada de cambios, costumbres e ideologías en la educación de vuestros hijos que vosotros mismos estáis teniendo que cambiar, dejando atrás cosas que no sirven con el único fin de ofrecerles a vuestros peques el mejor legado que podéis ofrecer: amor incondicional.

El mismo amor que si fuésemos capaces de darnos a nosotros mismos y a nuestros semejantes, el mundo iría mucho mejor.

¡Ánimo Papis!

Enroll Your Words

A %d blogueros les gusta esto: